IMG 0506

Alvarito Poblete de Malleco , es un personaje del Rodeo, al que se le tiene estima y cariño, es como un "Angel", que aparece Silencioso y antes que amaneezca esta en los Rodeos, esperando poder ingresar, saludando a los amigos, brindando humildad como para exportar al Mundo. En estos tiempos una persona de sus características es impensado verlo, por que sus maneras no varían en el tiempo.

Mirtha Iturra lo describe tal cual, en una de sus hermosas creaciones "Dicen Que.. Dicen Que..es un hombre Niño...El Huasito de Malleco..Rié Canta, Canta y Vive...Así es Alvarito Poblete visita en estos Días en el Corral Zapallar, disfrutó con el Equipo el triunfazo de Oscar San Martín y Marcelo Bustamante en, Escalera y Encuesta en el La Huerta.

Estuvo en la Celebración en El Quincho La Quinta, y como es su personalidad, se le vio eufórico, contentisimo del Logro obtenido, con su sonrisa inocente y su bondad infinita, que lo hace acreedor a la estimación y el cariño de todos los que lo conocen. Hoy su casa transitoria esta en el Corral Zapallar, ayuda en la medida de sus posibilidades, y actúa como un intermediario entre lo humano y lo divino, en este mundo en el cual se han perdido algunos valores fudamentales.

Me contó a su modo, este triunfo "Papito, yo les dije que iban a ganar, lo sabía, y muy bien bien, yo estoy  ahora acá, estoy acá.."

Como expresaba al inicio de esta Crónica, Alvarito Poblete esta contento de estar en Curicó, en lo suyo, viviendo al lado de los caballos , los corrales, el galpón, dando cariño, inocencia, viviendo como Dice Mirtha Iturra, el Huasito de Malleco,  "El Hombre Niño...".

Que manera de ser feliz, pero también hay que decir, que ha recibidido el cariño de un Grupo de curicanos, que saben valorar a los amigos, y hacerlos sentir gratos en torno al caballo chileno.

Desde que llegó la preocupación de Alvarito son los Jinetes, los caballos clasificados, Vive su mundo de Hombre niño, rodeado del cariño del Corral Zapallar".hasta cuando el destino lo lleve por el derrotero que más domina, el mundo del Rodeo... (Luis Oyarzún G.)